miércoles, diciembre 27, 2006

El mundillo literario

I
Siempre lo dije... y no me voy a cansar. El trabajo que arrancó Incardona en su revista; no tiene nombre. Siempre... siempre hay alguien que está en desacuerdo y hoy acumula una cantidad increíble de visitas, de críticas y denostables opiniones... pero que hay trabajo, hay trabajo. Y eso cuenta, ¿o no?
Algunos dicen que no.
En el último Interpretador punto net hay una carta en respuesta a otra carta en respuesta a otra carta en respuesta a otra carta. Un espacio donde discutir. ¿De quién es el espacio? Otra vez Celina. Ah, no, seamos justos... son un consejo editorial, son diez tipos (ponele) y entre todos te dicen acá estamos nosotros, ¿vos de qué lado estás? Andá al Borges y podés contestar si pagás tu espacio. Bueno, claro... hay que bancar un centro cultural y un evento como Periférica... quién paga la luz el gas el chachet a los "empleados" los folletos si no cobrás la entrada. Tenés razón, te lo concedo; cobren entrada. Cobrále los stands. Como no tenés plata, bueno, agitás de otra forma. No todo pasa por el abzurdaje alfinalquedoafueradetodoquesoypobre.

II
Además de los blogs, ¿qué otro lugar tenés para poner lo que quieras y que otro lo vea? Millones. ¿Qué querés que lo vean todos? Imposible. ¿Que no hay otros lugares? Imposible.
Ayer Paula me decía, a veces hay gente que no quiere que la vean; ellos no quieren contar. Tendrán sus razones. Entonces, tiene razón: sobre gustos... pero me quedo con un sabor un poco amargo.
Vladimir un día me dijo: "... estos se creen que va a pasar algo porque escribas un texto polémico... ¿y qué va a pasar? NADA. Eso va a pasar." Y te juro, Látigo querido, esa frase me quedó picando. Yo también fui joven alguna vez. ¡Me ofendió! ¿Cómo que no va a pasar nada?
Y tiene razón.
¿Cuántos leemos blogs? 50, 100, ponele 500.
¿Y con eso qué?
Entonces, me quedo pensando... hay que laburar. Todos tenemos razón. Parecemos técnicos de fútbol eligiendo la selección del Cholo, perdón, de Basile. Cuando hablamos o posteamos, todos tenemos la solución final (ay, mamá).

III
-¿La conocés a Lulet?
-No, ¿quién es Lulet?
-Una mina. Una bloggera.
-¿Lulet, se llama?
-No, salamín, se llama Julia creo.
-¿Y qué hace?
-Escribe posts.
-Ah.
-¿Ah, qué? ¿Qué esperabas que te dijera? ¿Que nos viene a salvar?
-No, no. ¿Y está bueno entonces?
-Tiene muchos comments.
-Pero te pregunté si estaba bueno, no si tiene muchos comments.
-Si tenés muchos comments, estás bueno.
-No puede ser. Debe tener muchos amigos.
-Supongo que también.
-¿Y cómo hace?
-No sé... trabaja, supongo.
-¿Cómo hacés para tener muchos comments, quiero decir?
-¿Cómo hacés para vender muchos libros, quiero responder?

IV

Al que madruga, le toca preparar el desayuno.

Hoy salgo para Neuquén. Organizamos una sola lectura con casi 20 tipos que escriben poesía, cuento y tocan algún instrumento coordinadamente. Es el sábado 30 de diciembre y empapelaron toda la ciudad de Neuquén con afiches que diseñó el Tigre.
¿Para qué vamos a Neuquén? ¿Para qué una lectura?
La verdad que no lo sé, V&M. La verdad que soy muy pesimista en cuanto a todo. Lo peor de la frase de Vladimir es que me la sacó del rincón más pulguiento y sagrado que tengo en mi oxidado corazón. Uno intuye que hacemos todo para nada. Palabras gordas. Mejor dicho, queremos que todos conozcan a Raymond (ponele) pero sabemos que al Pacha vamos a ir los mismos de siempre.

Queremos hacer una revista y viene un salame y te dice que el diseño es una cagada. Queremos hacer una lectura y viene otro salame y te dice che es poco pro.

Sitcom uno: Una vez, al nefasto de Dolina, un oyente le objetó (va de onda, man) que usara una muletilla (o dos creo que eran), porque un tipo como él, tan cuidadoso del lenguaje, tan atento con la cultura, no podía dejar pasar ese detalle. No podía tener muletillas. Y el Negro le dijo vos sos un policía... y como policía, está bien que vayas por la vida reprimiendo... ¿pero empezás por acá, salame? ¿Tantos lugares para reprimir y venís acá? Cambiá de radio, hacéme el favor... y escuchá otro programa.

Sitcom dos: Aliverti, en su programa de los sábados, tiene una sección de "Breves" en el que bardea un poquito algunas noticias siendo irónico o no tanto. Un oyente le contestó que no podía ser... que Aliverti tenía que ser un tipo serio, que no le parecía que sea tan banal. Y el Barbudo le contestó pero escucháme, esteee... pedazo de pelotudo... en este programa que nos rompemos el culo investigando y hablando de los chanchuyos que nadie habla vos venís con tu actitud policíaca justo a este programa. Cambiá de radio, hacéme el favor... y escuchá otro programa.

V
Parece que tener un blog significa pelear por los derechos de las ballenas empetroladas del Japón (Damián Dreizik en "Derecho de Familia" lo dice mucho mejor) o sociabilizar el sentido de la vida que muchos andamos buscando (ya sé que estoy exagerando) pero el otro día se me ocurrió que lo mejor que podía hacer, en respuesta a los que se quejan de la excesiva auto referencialidad que hay en algunos blogs, era sacarme una foto de mi propia pija y colgarla sin título ni aclaración... supongo que habría exagerado... pero todavía sospecho que no estaría muy errado.

Y estoy seguro, completamente, que algún policía me haría la multa.

¿Para qué lo hago? La verdad, no sé.

7 comentarios:

Lunita dijo...

Lo hace porque Vladimir podrá tener muchos años... pero usted no llegó a ese lugar todavía. Y no está escrito aún si va a ir a parar al mismo lugar. Además... ¿quién dice qué es ALGO y qué es NADA? ¿quién lo decide?
ahora... lo de mostrar la pija... ahí decido yo. ejé

el tucumano enamorado dijo...

Mire, Vladimir dice muchas cosas porque las sabe y en otras tendrá su opinión. Una persona que respeto y admiro mucho, ¡pero qué le digo! Si usted sabe...
Fomenta la discusión y eso lo valoro más que nadie... que genera espacios...

Y lo de mostrar la pija... bueno... es discutible, como todo.
Ejé.

Tatiana dijo...

Ay ay ay. Usted me metio el dedo en la ampolla a mi. Y si no pasa nada ¿cual es? ¿No es un gesto totalmente revolucionario hacer hacer y hacer aunque no pase nada? Mi opinion al respecto es demasiado extensa como para postearla en un blog....

maga dijo...

Tal como le dije hace un rato nomás, siga generando olas, amigo Funes, que evidentemente, algo pasò... por lo menos, lo bardearon un rato. Y para alguien que hace cosas que supuestamente no tienen ningùn tipo de eco, eso es algo...¿o no?
Ay, ese dedito....
Nos vemos en un par de dìas en neuquen, donde un gran grupo de gente que hace cosas para nada, nos està esperando con los brazos abiertos. Nos quieren escuchar. Nos quieren decir cosas ellos tambièn. Y en un mundo ciego-sordo-mudo (como dirìa el tigre)eso, es màs que suficiente.

Anónimo dijo...

Es cierto, no pasa nada, la concha de la lora pijuda y peluda. Pero algo pasa, la concha de la lora pijuda y peluda. Yo creo que algo pasa, la con... ya saben. De la lora pijuda y peluda no se casi nada pero en un tiempo viviamos juntos, era un travesti verde y eso es lo interesante. Se mudó a palermo joligud. Y es triste el asunto porque ahora no hay mas olas ni chauces ni chauchas. Pero sí, al final algo pasa.

M.Cúparo dijo...

Para mí el error del cuestionamiento de Llach (de acuerdo, habría que ver el contexto; capaz él se refería a alguien en particular)es creer, y dar por hecho, que los jóvenes buscamos cambiar el mundo.

Creo que en realidad lo único que buscamos en cada una de nuestras actividades es entenderlo. Y nada más.

El tema es que se supone que no entendamos nada.

Es un lugar común lo que digo, ya sé. Pero es la única respuesta filosófica que le encuentro al para qué de las cosas.

zafedelsapo dijo...

don't worry tucu, el arte es una cosa que no sirve para nada. a veces da ciertas gratificaciones, eso si. Minas (pocas), guita (poca), amigos (pocos).
Al final lo hacemos porque no podemos hacer otra cosa. Así, de rompepelotas.
Ahora, lo de la "movida literaria" o la "movida blogera(?)" no lo entiendo muy bien. ¿Será que soy un pelotudo?
El análisis sociológico me cae pesado sin cerveza.
Abrazo grande para usted y para todos los putitos y putitas que commentean.
Oz